La poesía es como aquella flor de Leopardi: tiene el poder de consolar al desierto. Así los poetas aquí reunidos. Buscaron la palabra que nombra lo innombrable: la raíz de lo más doloroso, los colores del gozo humano, el latido de la incertidumbre. También le abrimos paso a un cuento. En la ficción, el escritor, como el diablo shakespeareano, engaña encarando con la verdad. Por eso la literatura es el mejor espejo.

No.

ENTRADAS

Dos poemas


Alberto Valdivia Baselli

Rezo I
1492


La voz de los muertos por venir es la lucha.
El gesto, la batalla en el cuerpo, los ojos tendidos
La muerte viene y es la muerte la pugna
Por la vida y por el pálpito continuo
España es un río que va a dar en la mar
Pero no a morir
La muerte es nuestro cauce
Estamos apelotonados en un recodo fluvial y no estamos muertos
No, no estamos.
Aún.

Tamazulapan

de Guillermo Olguín

Guillermo Olguín (1969)


Mexicano, nació en el Distrito Federal. En Seattle, se formó en el Cornish College of the Arts y, después, en la Universidad de Bellas Artes de Hungría y en Toulouse. En pintura o dibujo, gráfica o fotografía intervenida, su obra se caracteriza por explorar los climas metafísicos del viaje, su mitología y sus ritos paganos. Enfrenta a los materiales con audacia: escultura en bronce, cerámica y textiles. Y el color se indaga a sí mismo en busca de poesía. Hasta la fecha, ha expuesto de manera individual y colectiva en México, Brasil, Argentina, Cuba, Paraguay, EUA, Italia, Francia, Alemania, Gran Bretaña, Hungría, España, Portugal, Finlandia y Japón. Fruto de su labor, ilustró La letra escarlata de Nathaniel Hawthorne, entre otros. Su compromiso con los pueblos indígenas lo llevó, sin darse cuenta, al mundo del mezcal.


Muerte geográfica


Si algo es forma, es dolor y nada espera.
Dionisio Ridruejo


El mapa no es la búsqueda / es el ocaso del deseo.
Un mar de valles y despliegue pelágico de continentes
no es un límite nuestro / es el vacío de la materia
es la mentira del movimiento
y la apariencia de la luz.
Un atlas desplegado es el hueco no visto que el planeta disimula
y nuestros cuerpos necesitan
en liturgia diaria
para esperar una muerte que forme
plena de materia colorida / sobredimensionada en montañas y llanuras /
océanos y tundras / sabanas y cordilleras altísimas
en la bidimensionalidad del mapa bajo nuestras palmas abiertas.

Respiramos el polvo del tiempo en el mapa de nuestros cuerpos en movimiento
y ese polvo advierte de su frágil mundo en decadencia
los límites y la escala son el cálculo en negativo de nuestras posibilidades
de espacio inabarcado
y los abarcables espacios que la muerte nos evita.

Nuestro tacto en el mapa va borrando los azules lagos y las tierras extrañas /
nuestros dedos precisos equivocan los puertos y disimulan las catástrofes
una muerte en el paraíso medido es poco notoria desde el espacio
sobre el planisferio de plástico un huracán en el Caribe no es noticia de las 10
pero encima de tu mano una mano extiende tu mapa y lo bidimensiona
borronea tu río semi-seco y aparta tu valle con su tacto imprudente
su movimiento es tu muerte a escala
en tu geografía su muerte es tu límite cósmico
un dios inexistente
tú sí existes sobre el planisferio / ciertamente / tu mapa
eres tú en el espejo
reordenando ese espacio
cambias de kilometraje a tiempo tu escala
y agonizas sumando un día en la línea internacional del tiempo
agónico incesante
súmate un día de muerte a la muerte
a escala geográfica imaginado
centro de tu globo
detrás del plástico, los meridianos y lo posible.

Alberto Valdivia Baselli (1977)


Peruano, nació en Lima. Poeta. Obras: Patología, La región humana, la plaquette bilingüe Cuarto creciente (Luna nueva), Entre líneas púdicas, Neomenia y Wañuypacha / Partothötröl, que acaba de aparecer en Nueva York. Tiene un libro de cuentos, Los tejidos detrás. Su poesía ha sido traducida e incluida en múltiples antologías. Fue director de la revista Ajos & Zafiros y ha colaborado, entre muchas otras, en Luvina (México) y Agulha (Brasil). Pronto será doctor en Literaturas y Lenguas Hispánicas y Luso-Brasileñas por el Graduate Center de la Universidad de la Ciudad de Nueva York.